ACEVEDO COLON &
VELEZ WAMPL

acvw@quiebras.com

Dirección Postal:

PO Box 4617
Carolina, PR 00984-4617

Dirección Física:

Avenida Fragoso
Frente a JCPenney
de Plaza Carolina
Ver Mapa

Tel. (787) 768-0085

C.R. 1106 - Ayudando a las familias a salvar sus hogares

Publicado 01/03/09
Por JL Acevedo Colón

En la cámara de representantes federal se ha presentado el proyecto de ley 1106 titulado ‘Ayudando las Familias a Salvar sus Hogares’ que contiene la controversial propuesta de permitir los jueces de quiebra reducir la deuda de una hipoteca al justo valor de su garantía, o sea, al valor en el mercado actual de la residencia del deudor. Si la deuda hipotecaria es $150,000 pero el valor del hogar es de $140,000 entonces la hipoteca se reduce a $140,000 solamente y ser considerada la diferencia de $10,000 como una deuda simple sin garantía que puede eliminarse total o parcialmente ya sea en un plan de pago bajo el capítulo 13 de ley de quiebra o en una quiebra sin plan de pago, capítulo 7. Para personas familiarizadas con la práctica de quiebra esto se conoce como ‘cramdown’ que se ha estado haciendo respecto a otras deudas garantizadas pero nunca se ha permitido cuando se trata de la residencia principal del deudor en quiebra.

La propuesta (‘cramdown’) ha sido considerada en el pasado pero nunca recibió el apoyo de la industria de crédito hipotecario ni de las pasadas administraciones federales. Lo habíamos comentado antes en este espacio de quiebras.com. El plan de pago de capítulo 13 permitiría además a los jueces de quiebra extender la hipoteca hasta 40 años. Citigroup ha aceptado la propuesta y ha abierto el camino para que otros bancos principales la acepten. Todavía hay una gran oposición pero esta vez hay mayoría demócrata en la Cámara de Representantes y en el Senado federal y es muy probable que finalmente se convierta en ley. El presidente Obama la ha estado favoreciendo desde su campaña presidencial.El valor de hogares en unas 20 ciudades grandes bajó 2.5% en diciembre 2008 comparado al mes anterior y 18.5% comparado a diciembre 2007 según información publicada por Standard & Poor’s. Se propone que el Departamento del Tesoro federal cubra el balance impagado y los seguros y pérdidas causados por la modificación o ‘cramdown’.

Independiente de la probable enmienda al código de quiebra el proyecto (P.C. 1106) considera, en ciertos casos, que el Departamento de la Vivienda y Desarrollo Urbano (H.U.D.) esté a cargo de un programa que proveería algún dinero para refinanciar, y reduciría algunos cargos bancarios e intereses. Mientras tanto el presidente Obama anunció ayuda para 9 millones de dueños de hogares en riesgo de perder sus hogares comprometiendo $75 billones para esta iniciativa. Parte del dinero estará destinado a hipotecas que son propiedad o estén garantizadas con Fannie Mae o Freddie Mac (alrededor del 60% de las hipotecas) y que sea la residencia de estos dueños de hogares. El programa comienza el 4 de marzo 2009.

Entre los detalles de la propuesta Obama el banco hipotecario reduciría los plazos mensuales hasta un máximo de 38% del ingreso en el hogar y HUD reduciría con ayuda federal hasta 31%. Se va a incentivar que se pague bien la hipoteca proveyendo algún subsidio adicional al terminar en 5 años la ayuda o subsidio, cuando se estima haya pasado la actual crisis hipotecaria y crisis económica general. Todo banco que reciba alguna ayuda federal estará sujeto a participar en estos programas o a implementar programas similares dirigidos a ayudar familias a retener sus hogares. Se anticipa que un problema es que la industria hipotecaria no está preparada para la cantidad masiva de personas que acudirán por ayuda. Pero en términos generales se anticipa que la industria de crédito hipotecario en general finalmente aceptará participar de estos programas federales que son parte de la política pública de estímulo económico de la nueva administración federal.Actualmente 1 de cada 10 hogares está en delincuencia o en procesos de ejecución de hipoteca. Se estima que unas 6 millones de familias perderán sus hogares si no hay ayuda.

El plan Obama tiene tres componentes: (1) ayudar familias que aún cuando están pagando sus hipotecas se encuentran sobrecargados en su presupuesto familiar y no pueden refinanciar debido a la caída del valor de sus hogares; (2) ayudar familias en riesgo de perder sus hogares mediante modificación de sus hipotecas; (3) incrementar el capital disponible para nuevas hipotecas para la compra de hogares. Proveer a los jueces de quiebra con autoridad para modificar hipotecas busca obligar a la banca hipotecaria a ofrecer ayuda a deudores hipotecarios tratando de evitar un caso de quiebra. La legislación solo es necesaria para proveer autoridad a los jueces de quiebra. Pero es necesario estar atentos a los proyectos que se discuten en el congreso federal. No está claro aún qué pasará con las segundas hipotecas.

Es importante señalar que visto en conjunto las propuestas son un paso de avance sobre las políticas neoliberales que han prevalecido hasta ahora por muchos años desde la época del presidente Ronald Reagan y que han dejado millones de deudores hipotecarios al borde de perder sus hogares. Son parte del paquete de estímulo económico de cerca de $800 billones que logró el presidente Obama en menos de un mes en el cargo. El pasado presidente W Bush generalmente se opuso a este tipo de legislación y todavía la minoría republicana, con algunas excepciones, no ha apoyado el plan de estímulo económico.

El Banco de la Reserva Federal informa que la tasa de dlincuencia para los bancos en general está en 4.6% en el último trimestre de 2008. Estuvo en 3.7% en el tercer trimestre. Es la tasa de delincuencia más alta en 17 años. Al concluir el año 2007 estuvo en 2.4%. Se ha acelerado más que ningún otro periodo desde 1985 cuando se comenzaron a recopilar estos datos. En el caso de la delincuencia de hipotecas residenciales la tasa aumentó a 6.3% al concluir el año 2008 (cuarto trimestre) de 5.2% del trimetre anterior. La delincuencia en tarjetas de crédito creció a la cifra record de 5.6% de 4.8%. En el caso de hipotecas comerciales la delincuencia aumentó a 5.4% de 4.7%.